Inicio / Columnistas / En el Bronx se ganó una batalla pero no la guerra

En el Bronx se ganó una batalla pero no la guerra

@sevillanojarami

Pudo ser muy certero el golpe que dieron las autoridades en el Distrito, con la Policía y la Fiscalía, quienes ayudaron en la tarea de recuperar la zona del Bronx en Bogotá, territorio que se encuentra  bajo el control de la criminalidad urbana, quien tenía vetada cualquier forma de presencia estatal en su interior.

Sin embargo, vale la pena preguntar si lo que se hizo en días pasadas corresponde a un operativo más,  relacionado con el manejo de la seguridad urbana en Bogotá, o si más bien es el inicio de una intervención estructural de recuperación de autoridad en el Distrito.

No es la primera vez que se ingresa a la calle del Bronx. En la administración de Gustavo Petro, la Policía lo hizo en distintas ocasiones, valga la pena decir, por el divorcio y la incapacidad del entonces Alcalde Mayor para trabajar en asocio con lo demás y dar golpes certeros a la criminalidad. Pero también como estrategia de alto impacto, porque sabía muy bien que lo encontrara en este lugar por pequeño que fuera, resultaría escandaloso.

Si la idea de haber ingresado, corresponde a una estrategia estructural de recuperación de la ciudad, me gustaría entonces  que el Alcalde Mayor Enrique Peñalosa nos contara en primer lugar,   cuales son los planes que tiene su administración para trabajar con el habitante de calle que durante años ha habitado en este lugar y evitar de paso que  este se instale en distintos puntos de la ciudad.

Es bueno en segundo lugar que el Alcalde Peñalosa le cuente a la ciudad como hará para evitar que la ciudad pase de tener una especie de central mayoritaria de consumo y venta de estupefaciente, licor adulterado y armas de toda especie, a pequeños sitios de criminalidad urbana, tal como ocurrió cuando en la primera administración del actual alcalde, se intervino la zona del Cartucho en Bogotá.

Me va a tener que perdonar el señor Alcalde Mayor, pero dudo mucho que en tan poco tiempo que lleva de administración, se hayan trazado planes estructurales de intervención comunitaria y rehabilitación a las personas que habitan en el Bronx.

No creo que Peñalosa no sea consciente de que si no se interviene con planes de rehabilitación  y prevención contra el consumo de sustancias psicoactivas sobre la comunidad habitante de la calle y sobre la población flotante en esta zona, la toma del territorio de parte de las autoridades resultara inútil.

Tiene razón las autoridades en hacer presencia en la zona del Bronx en Bogotá, entre otras porque este territorio es el mejor ejemplo de la manera en que la criminalidad convive con la ciudadanía como si nada.  Si este sitio ha existido  durante varios años a los ojos de todo el mundo, es porque los mismos bogotanos, junto con la policía y las anteriores administraciones tanto nacionales como distritales lo permitieron.

El tema es que no basta con llegar y hacer presencia un par de  horas, para luego enviar a unos cuantos auxiliares de policía para disimular la ausencia de autoridad. Para que la tarea quede completa,   es necesario aplicar la extinción de dominio sobre los predios de la calle del Bronx, para luego demolerlos y trazar planes de urbanismo y remodelación de la zona.

Por último,  es necesario que se reconozca que en Bogotá, más exactamente en la calle del Bronx, operaba una bacrim y actuar junto con las autoridades nacionales en la lucha contra las organizaciones criminales que se han instalado en la capital del país. De otra forma será difícil explicar la existencia en este lugar de casas de tortura y asesinatos selectivos y que funcionaba como centro de almacenamiento de drogas ilegales, prostitución de todo tipo  y tráfico de armas.

Con la intervención que se hizo en días pasados en la calle del Bronx, se ganó una batalla, pero no la guerra.

 

Te puede interesar

Bogotá no puede estar a merced del microtráfico

Por: Horacio José Serpa. Presidente del Concejo de Bogotá. El microtráfico en Bogotá se convirtió...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *